Tumblr Icon RSS Icon

“La Promesa a Estados Unidos” Omite la Reforma Inmigratoria y Respalda la Ley Inmigratoria de Arizona

By Andrea Nill Sanchez on September 29, 2010 at 9:22 am

Por Andrea Nill

En varias entrevistas recientes esta semana el Presidente Barack Obama ha criticado duramente a los republicanos por negarse a cooperar con los Demócratas para aprobar tanto el DREAM Act como una reforma inmigratoria integral. “Bajo las presiones políticas del partidismo y el ciclo electoral, la mayoría de los 11 senadores Republicanos que votaron por esa reforma [inmigratoria] hace exactamente cuatro años se han retractado de ese voto hoy en día”, dijo Obama durante un discurso en el Congressional Hispanic Caucus. “Sin este tipo de apoyo bipartidista con el que contábamos hace algunos años, no podemos alcanzar las metas de estas reformas”.

Si el “Pledge to America” (o la Promesa a Estados Unidos) del partido Republicano ofrece algún indicio, es que en éste no se vislumbra ningún esfuerzo bipartidista a corto plazo. El documento pre-electoral de 48 páginas modelado como el “Contrato con Estados Unidos” de 1994 discute ambiguamente el tema inmigratorio en su sección de seguridad nacional. Aun así, a pesar de ser un tema controversial en esta campaña electoral, ninguno de los puntos que vagamente se dirigen al tema inmigratorio hace referencia a la reforma inmigratoria. De hecho, durante una conferencia de prensa el jueves, el líder de los Republicanos en la Cámara de Representantes John Boehner (R-OH) evadió una pregunta sobre la ausencia de una plataforma para la reforma inmigratoria:

REPORTERO: ¿Cuál es la propuesta para qué hacer con los cerca de 12 millones o 12,5 millones de inmigrantes indocumentados en este país?

BOEHNER: ¿Usted me está preguntando sobre algo que no está en el documento?

REPORTER: Sí, pienso que muchos estadounidenses están debatiendo una reforma inmigratoria integral y me pregunto cuál es la posición y francamente por qué no está en el documento.

BOEHNER: Bueno, pienso que el documento explica claramente que los primeros pasos para una verdadera reforma inmigratoria es asegurar nuestras fronteras y aplicar nuestras leyes—dos cosas que aparecen en nuestro “Pledge to America”.

El reportero trató de hacer una siguiente pregunta sobre el tema pero fue inmediatamente interrumpido por Boehner quien quiso pasar a otra pregunta.

La “promesa” sí propone un planteamiento basado solamente en la aplicación de la ley y parece respaldar y promover políticas parecidas a la de Arizona:

Trabajar con oficiales locales y estatales para aplicar nuestras leyes de inmigración
El problema con la inmigración ilegal y los carteles de drogas mexicanos involucrados en un conflicto cada vez más violento significa que necesitamos manos a la obra para abordar este reto. Reafirmaremos la autoridad de agentes de la ley local y estatal para ayudar a aplicar todas las leyes federales de inmigración.

Junto con las propuestas de imponer sanciones a Irán, la defensa con misiles y el terrorismo, la “Promesa” también promete solemnemente “tomar acción para asegurar nuestras fronteras comenzando con la aplicación de nuestras leyes”.

Aparentemente, el partido Republicano piensa que logrará esta meta simplemente con darle a la patrulla fronteriza las herramientas que necesitan y prohibiéndoles a las Secretarías del Interior y de Agricultura “a que interfieran con las actividades de aplicación de la ley por parte de la patrulla fronteriza en tierras federales”.

El documento también hace referencia indirectamente al proyecto de ley de reautorización de la defensa, el cual los Republicanos bloquearon esta semana en parte porque incluía el DREAM Act, como enmienda. Los Republicanos adujeron que al añadir una provisión que tendría el efecto potencial de aumentar el alistamiento de las fuerzas militares en Estados Unidos era “un asunto ajeno”. La “Promesa” reafirma el compromiso Republicano a impedir una acción legislativa similar en el futuro haciendo un llamado a “que no se promuevan más proyectos de ley para la financiación de tropas demorados por inconexos cambios en la política, o gastos domésticos ajenos y proyectos financiados localmente para ganar votos”.

Dado que el 54 por ciento de todos los estadounidenses cataloga el asunto migratorio como “muy importante” y que una mayoría de los votantes—de todas las corrientes partidistas—apoyan una reforma migratoria, es sorprendente que el partido Republicano no provea más detalles. Este es un gran vacío puesto que los Republicanos no han vacilado en politizar este asunto durante esta campaña electoral.

Escuche el podcast (mp3) Tiempo de duración 5:20 min